Una divertida mirada para entender el arte

Varios

Se acerca la llegada del invierno y mientras sus compañeros juntan leña y provisiones para entonces, el ratón Floreal se dedica a ocupar sus brazos con aromas, colores y el calor del verano.

Se acerca la llegada del invierno y mientras sus compañeros juntan leña y provisiones para entonces, el ratón Floreal se dedica a ocupar sus brazos con aromas, colores y el calor del verano. De eso se trata El ratón de invierno, la obra del grupo Catalinas Sur que comienza su tercera temporada en cartel en la sala de La Boca.

Los compañeros de Floreal lo reprenden por no reunir cosas útiles y necesarias para el grupo. Cuando llega el invierno y dentro de la cueva todos comparten el alimento y el calor de la leña. Pero el invierno se hace largo y las provisiones comienzan a escasear. Entonces Floreal decide compartir lo suyo; el resto de sus compañeros –finalmente- valora y entiende el sentido de su aporte. Este pequeño cuento pone en escena la necesidad del arte para sostener toda sociedad y de su verdadero poder transformador y de manifestar que el arte es un derecho tan importante como el agua y​ el pan.

«Como grupo de teatro comunitario valorizamos el arte en la sociedad como bien para todos y como forma de comunicación y de expresión. De todos y no de una clase social ni de una edad, creemos que el arte transfroma al a sociedad», afirma Ximena Bianchi la directora de la obra de títeres. «Para pensar en un mundo mejor es necesario tener imaginación y la sociedad de consumo te cercena esa posibilidad. Es importante poder imaginar ese mundo mejor, sobre todo es importante para los niños. Empezar a tratar estos temas con ellos es muy importante» afirma.

El espectáculo se presenta como una obra para toda la familia. «No se habla de un espectáculo para niños porque se esconde detrás de eso un género menor. Trabajamos para toda la familia, eso significa que es un mensaje codificado para los pibes pero un adulto disfruta de él», puntualiza.

–La obra lleva varios años en cartel, ¿qué es lo que más seduce de ella a los chicos?, preguntó Tiempo Argentino.
–Los más chiquitos quedan encantados con la plástica, con la música y con la parte de teatro negro. Los más grandes disfrutan más de la historia. La obra dura 45 minutos; los más chiquitos no es que lo no entienden, pero son muchos títeres en escena, hay mucho de lo visual.

El ratón de invierno se presenta los domingos a las 16:30 hs. en El Galpón de Catalinas, Benito Pérez Galdos 93, La Boca. Entrada libre y gratuita.

www.infonews.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *