Lila Downs, con la Pachamama en la sangre

lila downs

La cantante mexicana se presenta esta semana en Buenos Aires con las canciones de su reciente disco “Pecados y milagros”. Luego de un show grabado para la TV Pública, habló con INFOnews sobre su idas y vueltas con la música, México, América Latina, y su profunda ligazón espiritual con Mercedes Sosa. Ganate entradas para los shows en el Gran Rex.

Por: Daniel Castelo para Info News

Lila Downs vivió de muy joven una crisis en su relación con la música. “Me parecía light”, dice. La veía unida a la idea de entretenimiento, de liviandad. Sin embargo, mientras estudiaba antropología en la Universidad de Minnesota, la redescubrió y recuperó la ligazón que años después la transformarían en lo que es hoy: un ícono de la multiculturalidad, de la globalización bien entendida. De su Oaxaca natal a los premios Grammy y el reconocimiento internacional pasó mucha música, mucho talento, el mismo que trae por estos días a Buenos Aires.

La cantante mexicana se encuentra en nuestro país para presentar su más reciente disco, Pecados y milagros, mañana y pasado en el porteño teatro Gran Rex, donde destilará un exquisito listado de canciones que se disparan con una definición reveladora y confesional: “Brindo con el pensamiento”, en el festivo “Mezcalito”.

En el contexto de una vida que siente a la música como arte y al arte como cosa cotidiana (su marido es el saxofonista Paul Cohen, miembro de su banda), INFOnews le preguntó a Lila cómo continúa su relación con esa música de al que alguna vez renegó. “Creo que lo que siento tiene mucho que ver con mi vivencia, con las cosas que nos pasan como etnia”, dice, y agrega: “Las canciones que me aprendo tienen que ver con las necesidades del corazón y también de mi país. Este disco es lo más apegado a esa necesidad. Las rancheras son unos cantos románticos y son tragedia, y dulzura, y todas las cosas que uno siente sobre el país de uno”.

La mexicaneidad de la señora Downs no está en duda, es más, la define como mujer y como artista comprometida con su tiempo. Por ello celebra la irrupción de mujeres en el poder en América Latina. “Somos seres humanos también. Tenemos defectos y talentos, muy específicos de nuestro entorno cultural”, afirma. Además, destaca que la mujer contemporánea es “hija del feminismo”, y pide no “tenerle miedo a esa palabra”.

Asimismo, consultada por su opinión sobre la discusión surgida en la región sobre la necesidad de despenalizar el aborto, Downs consideró que “es un asunto muy privado y complejo”, al tiempo que acepta haber ido cambiando su postura sobre el tema, quizá hoy menos abolicionista. Aunque aclara: “Pero creo en la libertad y en el derecho de decidir”.

En tanto, en lo estrictamente relacionado con México, se mostró del lado de los estudiantes que por estos días reclaman por una democracia distinta. ““Espero que todos esos chicos que están tomando las calles voten, porque ese es parte de nuestro problema en cuanto a la juventud”, dijo.

Estas palabras de Lila Downs fueron recogidas en el marco de la presentación que la cantante hizo en la TV Pública, un breve show que se verá este sábado a las 21, en el ciclo “Entrá”, conducido por Nicolás Pauls.

A él, en una charla de tono intimista aunque presenciada por el público que accedió al recital, de forma gratuita, en el estudio 1 de la TV Pública, la damisela que le canta al maíz y la Pacha Mama (“como dicen ustedes”) le contó sobre lo que significó cantar junto a Mercedes Sosa.

Lila y “la negra” grabaron juntas en dos oportunidades, la primera fue “Tierra de luz”, del disco de Downs Ojo de culebra. La segunda, en ocasión del que es el último disco de Mercedes, Cantora, donde ambas compartieron aire y magia en su versión de “Razón de vivir”, de Víctor Heredia.

Se emocionó la artista al rememorar a la cantante tucumana, se le quebró la voz al recordar el exilio que debió vivir la argentina. “Pensé mucho en ella”, dice sobre el momento en que compuso “Tierra de luz”, canción que le hizo conocer vía telefónica, cantándosela desde su casa en América del Norte.

Los porteños tendremos mañana y el jueves la oportunidad de reencoontrarnos (o descubrir, si es que queda todavía algún despistado) la voluptuosa y visceral musicalidad que encarna Lila Downs en sus conciertos. Aquí, a modo de adelanto, un video que la muestra en estado de conjunción pura con nuestra Mercedes.

Fuente: Info News

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>